Muebles modulares: como armarlos

Hoy voy a hablar de una de las tareas del bricolaje que más se han popularizado en los últimos años: armar muebles modulares.

En el momento en el que las tiendas de muebles online y las cadenas del tipo IKEA empezaron a fabricar muebles por módulos, mucha gente descubrió lo barato y rápido que se puede amueblar un piso completo. Pero, al mismo tiempo, apareció un problema típico de esta clase de muebles: ¿cómo armo mi propio mobiliario?

Y es que, aunque estos muebles modulares pueden ser una solución muy económica y elegante para tener nuestro salón y dormitorios a la última moda, también es necesario emplear bastante tiempo en su ensamblaje, llegando, en ocasiones, a ser un verdadero reto.

Por eso, en este artículo os voy a daros unos cuantos consejos para que podáis amueblar sin problemas vuestro hogar:

1 El primer paso es medir a conciencia el espacio del que disponéis. Esta tarea, que parece sencilla, es una de las más importantes, ya que nos va a limitar por completo la clase de muebles que podamos colocar en nuestras habitaciones. Mi consejo es que planifiquéis hasta el último centímetro de vuestra casa que queráis amueblar, así os ahorraréis comprar muebles inservibles o que no tienen espacio en vuestros dormitorios.

2 Una vez que ya tenéis los muebles que necesitáis, toca desembalar vuestros muebles en kit. Pero, antes de armar ningún mueble, yo siempre sigo el mismo proceso y me funciona muy bien: clasificar las partes, como tablas, embellecedores y tornillos, por tamaños y posiciones en el mueble. De esta forma ahorraréis mucho tiempo a la hora de ensamblar vuestros muebles, y, sobre todo, evitaréis el peligro de perder alguna pieza fundamental que os impida armar el mueble completo.

3 Leer las instrucciones. Ya, ya sé que este punto está claro, pero nunca está de más recordarlo. En muchas ocasiones no conseguimos terminar el mueble debido a que no seguimos las indicaciones del fabricante. Y es que, debido a sus características especiales, esta clase de muebles poseen unas instrucciones que hay que seguir al dedillo.

4 Contar con las herramientas necesarias. Para que el proceso de ensamblado sea lo más cómodo y rápido posible es necesario tener a mano unas cuantas herramientas imprescindibles, como destornilladores o martillos, que nos serán de mucha ayuda.

Una vez que tengáis montado vuestro primer mueble modular os daréis cuenta de lo fácil y sencillo que es amueblar un piso completo. Y, quién sabe, quizá os pique el gusanillo y decidáis dar el siguiente paso: ¡crear vuestros propios muebles!